Car accident 1

Metro Creative Connection

Los accidentes automovilísticos ocurren sin previo aviso y pueden hacer que te sientas asustado, estresado y sobresaltado. Es por eso que es importante reproducir la situación cuando estás equilibrado para ayudar a que los momentos posteriores a un accidente sean menos estresantes.

Prepárate para lo que pueda pasar. Considera los siguientes pasos sencillos para ayudar a aliviar la carga y el shock luego de un accidente:

  • Empaca un kit de seguridad
  • Ten listos los documentos importantes (identificación, información de contacto adicional de la compañía de seguros, registro del vehículo, información del plan de salud, etc.).
  • Ten tu teléfono contigo y carga la batería cada vez que vas a salir a la carretera.
  • Mantén los artículos sueltos en la consola central o en la guantera, y no en los asientos, donde pueden perderse o volar en caso de accidente.

 

Lo que debes hacer

Si estás involucrado en un accidente, deberás evaluar la situación para determinar si es necesario llamar a la policía de inmediato. Hay algunas cosas que debes hacer para asegurarte de estar protegido.

1. Detén tu vehículo y sal de él.  Asegúrate de que tu automóvil no se esté moviendo. Cambia al modo de estacionamiento y apaga el motor, o pon el freno de mano si conduces uno de transmisión manual. Tómate un momento para recuperar el aliento. Asegúrate de que sea seguro salir de tu automóvil antes de abrir la puerta.

2. Muévete a un área segura (si puedes).  Si es seguro hacerlo y no estás gravemente herido, aleja tu automóvil de más daños, como en el arcén de la carretera. Si no es posible mover tu automóvil, enciende las luces de emergencia para advertir a otros conductores que tu vehículo no se moverá pronto. Si tienes bengalas o elementos similares de seguridad vial, considera usarlos.

3. Verifica a otros involucrados.  Verifica a todas las otras partes involucradas, incluidos los conductores, pasajeros y peatones, para asegurarse de que nadie resultó herido. Llama al 911 si alguien está lesionado. Un profesional de la salud debe verificar incluso un síntoma aparentemente menor como los mareos.

4. Llama a la policía a la escena.  Ya sea que el accidente sea menor o una colisión grande, llamar a la policía es importante, y en algunos estados, es legalmente obligatorio. Coopera completamente, pero evita admitir fallas o culpar a otros mientras estás en la escena. Si eres responsable del accidente, dí la verdad, pero respeta los hechos y no ofrezcas tu opinión.

Si la policía no puede llegar a la escena (lo cual es probable si no hay heridos), puedes ir a la estación de policía más cercana y completar un informe tu mismo.

5. Recopila información.  Es importante obtener los nombres, la dirección y los números de teléfono de todas las personas involucradas en el accidente. También puede ser útil una descripción del otro automóvil y el número de matrícula, pero asegúrate de obtener también su compañía de seguros y el número de identificación del vehículo. No asumas que el número de la placa o tablilla lo hará porque la mayoría de las compañías de seguros solo registran el tipo de automóvil y el número de identificación del vehículo, no el número de la placa.

Trata de anotar la mayor cantidad de información posible después del accidente, incluyendo:

  • nombres de conductor y pasajero
  • números de matrícula
  • información del seguro
  • marcas y modelos de todos los vehículos involucrados
  • información de contacto para cualquier testigo ocular
  • lugar del accidente
  • el nombre y el número de placa de los agentes de policía que respondieron

6. Documenta la escena.  Si tienes un teléfono inteligente con cámara, toma algunas fotos de la escena del accidente. Serán útiles durante el proceso de reclamo.

7. Contacta a tu compañía de seguros.  Llama al número de reclamos de emergencia de tu agente o compañía de seguros inmediatamente. Si puede llamarlos desde la escena, podría ser aún más útil.

 

Presenta un informe policial

Presentar un informe policial de inmediato es ideal. Si bien la ley varía de estado a estado, muchos departamentos de policía permiten que se presenten informes hasta 72 horas después de un accidente.

En Pensilvania, por ejemplo, los conductores deben completar y presentar un informe de accidente dentro de los 5 días posteriores a un accidente, si se aplica lo siguiente:

-el accidente no fue investigado por la policía

-el accidente provocó la muerte, lesiones o daños graves a cualquier vehículo

Cuando un accidente automovilístico involucra la lesión o muerte de una persona, los conductores deben llamar inmediatamente al departamento de policía más cercano.

Si la policía no responde a un accidente que involucra lesiones físicas o daños graves a la propiedad, es responsabilidad de cada conductor presentar un informe de accidente ante el Departamento de Transporte de Pensilvania (DOT).  Si no reportas un accidente al Departamento de Transportación de Pensilvania, es posible que te suspendan tu licencia. En el caso de que otro conductor ofrezca pagar los daños y te pida que no informes un accidente, aún debes presentar el informe en cualquiera de las situaciones descritas anteriormente.

Tu informe debe incluir información detallada y actualizada sobre tu cobertura de seguro. Si no tenías seguro de responsabilidad civil al momento del accidente, el registro de tu vehículo y tu licencia de conducir pueden suspenderse por 3 meses. Según el sistema de seguro sin culpa, estarás cubierto por tu propia póliza de cobertura de automóvil, incluso si el accidente fue culpa del otro conductor.

En algunos casos, la policía te proporcionará un informe en la escena del accidente. Si no lo hacen, o si se te extravió el informe, puedes solicitar una copia a la Policía del Estado de Pensilvania. Debe esperar al menos 15 días a partir de la fecha del accidente para solicitar el informe.

     Para obtener una copia de su informe:

  1. Visita el sitio web del Departamento de Policía del Estado de Pensilvania.
  2. Descarga e imprima una copia del Formulario SP 7-0015, Solicitud para obtener una copia de un informe policial.
  3. Completa la solicitud, que pide información básica sobre ti, el accidente y por qué solicitas el informe.
  4. Envía la solicitud y la tarifa de procesamiento de $22 a la Policía Estatal de Pensilvania, a la atención de: Unidad de Informes de Accidentes, 1800 Elmerton Avenue, Harrisburg, PA, 17110.

En algunas municipalidades, puedes solicitar una copia de su informe en persona en el departamento de policía local. Es posible que desees llamar a la estación correspondiente para consultar sobre sus políticas y tarifas para obtener copias de los informes de accidentes.

La compañía de seguros puede solicitar una copia del informe, y ciertamente puede compartirlo con ellos si así lo desea. En adición, mantén una copia del informe en tu casa en un lugar seguro hasta que tu caso esté completamente resuelto.

 

Necesitas saber

Siempre debes detenerte si estás involucrado en un accidente, esta es tu obligación legal. Incluso si no crees que haya habido daños, cada vez que chocas con algo, debes detener tu automóvil.

Presta especial atención a los riesgos potenciales de robo de identidad cuando se trata de tu información personal. El otro conductor involucrado en el accidente necesita tu nombre, dirección y número de teléfono para dar a su compañía de seguros, pero realmente no necesitan la foto de tu licencia de conducir.

No hay forma de estar completamente a prueba de accidentes, sin embargo, unos pocos pasos simples harían una gran diferencia para prevenir accidentes o hacerlos lo más pequeños posible.

  • Mantén tu vehículo en buen estado para evitar fallas mecánicas repentinas.
  • Asegúrese de que los neumáticos estén actualizados.
  • Evita distracciones. Conduce a la defensiva.
  • Si compras un automóvil usado, busca modelos que tengan bolsas de aire y otras características modernas de seguridad.
  • Mantén un par de gafas de sol en el automóvil para que no tengas que conducir cegado por el sol.
Fuentes: PennDOT, Departamento de Vehículos Motorizados, Consejo Nacional de Seguridad, Instituto de Información de Seguros